Lanzan plataforma nacional de neurociencias

agosto 9, 2018

firma_Martín

Es posible que el cerebro sea una frontera del conocimiento actual equiparable a la física de principios del siglo XX o al boom de la biotecnología desde la década de 1950.

Aunque la afirmación todavía está por verse, el nivel de dinamismo que muestran las investigaciones en todo el mundo promete enormes resultados, desde conocimientos básicos a resultados en salud (siempre se mencionan dos nombres propios: Alzheimer y Parkinson). Como pasó con los genes y la radiactividad, la moda salió del laboratorio y tiene sus ramificaciones, no siempre científicas, en diversas modas sociales: el prefijo neuro se ve hasta en la sopa, si bien con intenciones menos académicas que mercantiles.

Como sea, en Buenos Aires se anunció el miércoles 8 de agosto la creación de una plataforma que reúne los hasta ahora dispersos esfuerzos por investigar en el país el objeto más complejo que se conozca, de no más de kilo y medio, conformado por miles de millones de conexiones de sus unidades básicas, las neuronas. Se trata de Penco (Plataforma de neurociencias cognitivas y ciencias de la conducta de Argentina) que, en el seno del Conicet, reúne a unos 50 laboratorios e institutos, donde trabajan los más destacados especialistas del país, en siete áreas distintas: Educación, desarrollo y vulnerabilidad; Extensión, academia y sociedad; Filosofía y ética; Infraestructura y equipamiento; Neurociencia traslacional; Modelado y tecnología cognitiva; y Salud. La sola enumeración da una idea de la intención de diálogo interdisciplinario para abordar el tema.

“No hay todavía teorías acabadas acerca del cerebro, por eso es necesaria la coordinación de las investigaciones. Y, además, hay una demanda para dialogar con la sociedad, no sólo en términos de comunicar nuestros resultados sino para dar soluciones concretas en términos de demandas sociales”, dijo Agustín Ibáñez, coordinador general de Penco, durante el acto. En tal sentido y por poner apenas un ejemplo, Alejandro Wainselboim (del Incihusa-Conicet) mencionó la posibilidad de recomendar la enseñanza de idiomas desde el jardín de infantes para evitar demencias y envejecimiento cognitivo, ya que aquellos que hablan al menos dos lenguas sufren menos esas enfermedades en la tercera edad.

Entre la decena de investigadores que participaron de la presentación en el Centro Cultural de las Ciencias de Palermo se incluyó la visión de la filosofía, a cargo de Arleen Salles (del Centro de Investigaciones Filosóficas), quien mencionó “el impacto de las neurociencias sobre el ser humano como alguien que decide” a la vez que reivindicó el rol de las humanidades “a la hora de comprender los datos empíricos que ya recogen las neurociencias cognitivas”.

Del estilo Penco ya había iniciativas similares en Estados Unidos, Europa, Corea, Japón y Australia, a su vez con relaciones entre ellas, como mostraron en Australia en diciembre pasado con la declaración de interés en la creación de la Iniciativa Internacional del Cerebro (IBI, por sus siglas en inglés). Cabe esperar que desde este rincón del Cono Sur se puedan sumar inteligencia de manera complementaria. La base está.

Más información: www.penco.conicet.gob.ar

Foto: Investigadores e investigadoras en la conferencia de lanzamiento de PENCO.

Crédito: Gentileza CONICET.

Compartir
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+

Comentarios

comentarios

Planeta Azul © 2018