Agujero en la capa de ozono: un problema que se cierra

julio 15, 2016

El año que viene se cumplen 30 de la firma del Protocolo de Montreal, en la habitualmente fría Canadá. Allí, todos los países miembros de la ONU (todos) decidieron prohibir de manera progresiva los gases que dañaban la capa de ozono. Desde entonces el agujero detectado sobre la Antártida seguía por temporadas creciendo y reduciéndose, con un patrón incierto. Pero parece que ya no: un trabajo publicado en la revista Science indica que la tendencia a largo plazo es hacia una recuperación definitiva, que todavía llevará dos o tres décadas.

Así lo indicaron los investigadores del Instituto Tecnológico de Massachusetts, encabezados por Susan Salomon –una pionera del tema desde los años de 1980-; y subrayaron que recién se terminará de cerrar hacia 2050, debido a que ese es el plazo que tienen tales gases para dejar de ser activos.

La capa de ozono sirve para mantener la vida en la Tierra tal como la conocemos porque es una especie de filtro para los rayos ultravioletas que llegan del Sol y pueden causar daños en las cadenas genéticas de los seres vivos.

Lo curioso es que esa mitad de siglo también marcará la profundización de otro asuntito ecológico que promete marcar a la humanidad: el cambio climático. Ese paralelo entre dos problemas globales llega hasta ahí, ya que se pensó que el modelo de concordia universal para prohibir los CFCs –esos gases come-ozono- podía también limitar las consecuencias del cambio climático. Pero, luego de Kyoto primero y Copenhague después, se advertiría que las complejidades climáticas no se resolverían apenas con la prohibición de una serie de moléculas (que para colmo de facilidades también tenía su reemplazo industrial).

El protocolo de Montreal, un verdadero triunfo del movimiento científico-ecológico, y el tiempo de resolución de semejantes problemas debería llamar la atención sobre la inercia que tienen los sistemas atmosféricos, a la vez de la incertidumbre que conllevan. Lo que se hace ahora repercute por décadas. O siglos.

firma_Martín

Compartir
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+

Comentarios

comentarios

Planeta Azul © 2019